Seleccionar página
Try new things

Try new things

Hay muchas frases con esta temática, una de ellas pertenece al autor de Palabras a mí mismo, Hugh Prather; Es así de simple: si nunca pruebo nada, nunca aprenderé nada. Podemos tener ideas pero, por sí mismas no tienen mucho valor si no somos capaces de ponerlas en práctica en el mundo real. Ese es el objetivo de cualquier empresario y es mucho más difícil que tener la idea.

Hay que mostrar a los potenciales clientes lo que estamos desarrollando, aunque sea un prototipo (que no tiene por qué ser bonito) para conseguir las impresiones de los clientes reales lo antes posible, sin preocuparnos que nos puedan robar la idea y con la forma lo más cercana posible al producto acabado. A veces, mostrar algo tan incompleto puede dar vergüenza pero es lo que te lleva a obtener resultados.

Esta es la fase de las repeticiones y mejoras. Cuentan que el inventor de la bombilla Thomas Alva Edison dijo: No he fracasado. Solo he descubierto 10.000 maneras de no hacer una bombilla. Es el momento de observar lo que sucede, si funciona o no, de proponer mejoras, de buscar ideas que lo puedan mejorar, de elegir el cambio que hacer, actuar sobre ese cambio y analizar lo que ha pasado. Y si el cambio es positivo adelante, y si no lo es, renunciar a él y seguir en el punto anterior.

Así de simple.

*Pd: pero ojo, si con esas pruebas llegas a la conclusión de que la idea es descabellada estás a tiempo de no perder hasta la camisa.

Wayne

Wayne

La vida es dura. Y más dura si uno es imbécil.

Quiero empezar esta colección de frases en el blog con una sencilla pero rotunda, que no viene de un pensador filosófico sino de un actor de western, lo que la acerca más a la vida real. Se le atribuye al icono del cine John Wayne.

Wall Street 2

Wall Street 2

Otra vez Oliver Stone metido de lleno en el mundo de las empresas.

mister-frozen-wall-street

Michael Douglas dentro de un mundo que cambia mucho en pocos años.

Up in the air

Up in the air

George Clooney haciendo de experto en despedir personal. Todo el mundo sabe lo difícil que puede llegar a ser.

mister-frozen

De 2009, una historia muy entretenida.

Un domingo cualquiera

Un domingo cualquiera

De Oliver Stone y con Al Pacino haciendo de entrenador cuenta con unas cuantas escenas memorables.

mister-frozen

Varias derrotas seguidas y unos métodos obsoletos nos tienen pegados a la pantalla casi tres horas sin darnos cuenta. Dirigir un equipo deportivo no es diferente a hacerlo con cualquier otra empresa.